jueves, 23 de junio de 2011

Sandman, de Neil Gayman

Toda historia tiene un final feliz, 
sólo hay que saber cuándo hay que parar de contarla.



¿Te has preguntado por qué por las mañanas amaneces con legañas?

Es la arena que por las noches Sandman esparce por tus ojos para que tengas los sueños que él crea.

Es el tercero de siete hermanos, los Eternos, ellos siempre estuvieron ahí. En inglés the Endless inician todos su nombre con la letra D, d EndlessDestinyDeathDreamDestructionDesireDespair y Delirium, porque D puede significar muchas cosas...


 Los Eternos no son dioses, pues cuando la gente deja de creer en los dioses, éstos dejan de existir. Pero mientras hay gente que viva, sueñe, destruya, desee, desespere, delire, enloquezaca, que viva y que su vida afecte a la de los demás, los Eternos seguirán ahí, desempeñando su función, les da igual que creas o no en ellos.

Casi un año siguiendo su publicación, siete tomos recopilatorios, cada uno con el nombre de uno de los hermanos, más de 2.500 páginas. Historias que se continuaban en varios capítulos e historias sueltas. Cada tomo puede leerse independientemente del resto, aunque al releerlos, cuando lo haga, descubriré interrelaciones entre los personajes que Gayman creó a lo largo de las 75 entregas del cómic  en ocho años. Para mi gusto, los mejores, los tomos 2, 6 y 7.



Los días son cortos, y enseguida terminan.
Las noches, para bien o para mal, pueden parecer eternas.
N. Gayman.

Nos encontraremos.

4 comentarios:

Xocas dijo...

¡Qué bueno!¡Qué bueno! Estes me los apunto :-D

Popi dijo...

Canela fina, ehhh?? me da vergüenza pedirte que me los prestes...

Emilio dijo...

La D significa muchas cosas, DaviDDiego¡¡.
Tiene muuy buena pinta, gracias

davidiego dijo...

xocas,
que lo disfrutes.

popi,
ya sabes dónde están, pero le diré a E.π que vigile que lo tratas bien.

emilio,
hoy Destrozado.