miércoles, 11 de noviembre de 2009

celda 226

Es la que está en el piso de arriba de la doscientos once, que quedó libre el día antes porque se le escapó la vida por las venas a su último ocupante. Allí irá a parar, por casualidad, por accidente, por estar en el momento equivocado en el sitio incorrecto, un joven y feliz funcionario de prisiones que mañana empezaría a trabajar en ese mismo centro penitenciario. Se desata un motín y si quiere sobrevivir tendrá que comportarse como un recluso más.

Soberbio Luis Tosar y los secundarios que lo arropan

Un buen principio de película, como los de los protagonistas. No hay buenos ni malos. Sólo gente con principios, los compartamos o no, y sin ellos. Se tratan temas como la corruptibilidad de la gente, la actitud de los funcionarios de prisiones y el distinto a trato a presos con un mismo delito (quitar la vida), que al final se convertirá en el eje de la película que nos emociona desde el principio al final. Tomaremos partido.

suerte que la cárcel de Zamora, donde se rodó, ya no está operativa

Y no cuento más, porque mucho podría decir y generar debate, pero simplemente me parece la mejor película (y no digamos española) que he visto, con mucho, en los últimos meses. Totalmente recomendable.

18 comentarios:

akela-mae dijo...

¡¡¡UN PELICULÓN!!! salí alucinada, me encantó, es de lo mejor que he visto desde hace tiempo en cine español y de todos la verdad y mira que yo de estas pelis salgo con un cuerpo que para que contar, pero sinceramente es IMPRESIONANTE. Como trabajan todos, una pasada y como dices se podría hablar tanto de ella .... yo saqué una conclusión cuanto antes se tome una decisión y se ponga en práctica mejor, al final todo se complica y pasa lo que pasa. Si se tiene que actuar que sea rápido.

Hoy pensada poner yo algo en mi blog me extrañaba que no nos contaras nada, jejeje.

Besicos

Popi dijo...

No se por que intuía que ibas a ir a verla... anotada doc.

Furacán dijo...

Gracias por la recomendación, ya me tenía buena pinta.

inma dijo...

tengo ganas de verla menos mal que no has cotantado nada, la lista de mis pelis proximas....
THE ROAD
AGORA
CELDA 211
Y ALGUNA DE NANOS..

Mildolores dijo...

tosar hace tiempo que se merece algo más que una palmadita en la espalda por sus buenos papeles.

Seguro que no defrauda y si lo dice el Doc, pues eso.

A. dijo...

Película para remover conciencias, de los de fuera sobre todo, la mayoría de los que están dentro no tienen nada que perder.
Me trae recuerdos de mi época taleguera con los politoxicómanos, la sensación "rara" de no poder hacer más que escucharles, aunque a alguno le mandara a la mierda por "pesao"...el miedo del primer día...y todo eso se transmite en la celda 211.

Lucano dijo...

La veré, la veré. La tenía escogida, y ahora la subrayo. Un abrazo.

Jesús dijo...

Mira, con esta tenía mis dudas.
El trailer me interesó pero no lo veía claro.

Apuntada para la próxima.

Emilio dijo...

La tenia en la agenda, ahora mas aun

Dani dijo...

Creo que ya lo he dicho pero, cual abuelo cebolleta, me repito por no quedar con la duda:
Mi amigo Fernando, testigo en mi boda, profesor de arquitectura, empresario, jugador frustrado de baloncesto y genio de los que casi no quedan, me dijo una vez: "La putada de morirte no es irte para siempre; la putada es que, como sea cierto eso de que revives de nuevo tu vida en imágenes, te vas para el otro barrio viendo cine español. Eso sí que es realmente jodido".

Creo que la peli de la celda es de las que se salva. No va de la guerra civil, ni sale un idiota gordo con el pelo largo diciendo gilipolleces, ni lo mejor del diálogo es una tía buenísima echando un polvo en pelotas al protagonista.

Para ver.

Nacho Cembellín dijo...

Invitaron a Raquel al estreno y por pereza y cansancio no fuimos, pero iremos este finde, pagando, a verla. Viste el mensaje que te mande???

davidiego dijo...

akela,
te veo emocinada, pero la peli lo merece.

popi,
mejor que tres series americanas descargadas de la web.

furacán,
ya me contarás.

inma,
ahora empiezan unas cuantas de nanos con mucha mejor pinta que la de Amenábar.

mildo,
recoge firmas, a ver si me hacen académico y por la época de los Goyas tupen mi buzón a deuvedés, prometo sortearlos aquí.

A.
de ahí tu secreto para manejarme, si ya estuviste con lo mejor de cada casa...

lucano,
no te defraudará.

jesús,
convéncete, convéncete...

emilio,
imagínate que te haces pasar por alumno en un recreo salvaje...

dani,
lo malo de que esta película pase una y otra vez delante de mi es que no me deja echar ni una cabezadita en la eternidad, aunque ya hago yo esfuerzos por llenar la otra vida con mis propios recuerdos.
hay desnudos, hay gordos, hay un polvo con una tía que está buena, el tipo con el pelo largo que dice gilipolleces soy yo, pero hay un tal Malamadre que se come toda la pantalla el sólo, y lo que sobra lo rebañan entre los demás.

nacho, nacho...
perezosos... casi como yo con La Niña, no me entusiasmó demasiado el trailer, ni lo hace Darín (que sale en el 75% de las pelis argentinas) y mi política, equivocada o no, es de ir viendo pelis en la semana del estreno para que no se me acumulen...

Popi dijo...

ja! depende que series...

davidiego dijo...

popi,
acepto barco, pero habrá remake?

Guille dijo...

tendremos que ir a verla
la tenía apuntada
pero seguro que es mejor El secreto de sus ojos :P

Atalanta dijo...

Recuerdo que hace muchos años, los lunes por la tarde en la radio, en el programa de Julia Otero, escuchaba las críticas de los estrenos semanales. Dos críticos, uno de ellos era Daniel Monzón. ¿Quién iba a decir que con el tiempo él mismo se iba a dedicar a hacer gran cine? Tosar es mucho Tosar. Por lo que todo el mundo dice aquí tiene que estar tremendo, incluso más que en otras ocasiones y eso es mucho decir.

Xocas dijo...

Pues no tenía pensado ir a verla, pero después de esta entrada y los comentarios...a ver si me escapo el sábado.

davidiego dijo...

guiller,
seguro.

atalanta,
en el programa de Julia no me lo perdía y en Días de Cine me encantaba, y todavía tiene 42años, ¿qué edad tenía entonces??

xocas,
dan temporal por ahí, así que a refugiarse al cine.